La crisis no afectó al Instituto Patria: en pandemia recaudó $5,5 millones

554

En el balance del 2020, los ingresos del búnker de Cristina Kirchner subieron un 21% respecto a 2019 gracias al porte de socios anónimos.


El Instituto Patria – Pensamiento, Acción y Trabajo para la Inclusión Americana- parece haber sorteado con creces las dificultades económicas que generó la pandemia de coronavirus. Durante 2020, esta entidad, emisora de las ideas centrales del kirchnerismo duro, vio crecer sus ingresos en un 21,24% respecto de 2019, los que -en buena medida- se sustentan gracias al aporte de los socios, que le inyectaron al organismo más de $5,5 millones en todo el año.

Las cifras se desprenden del último balance que el Instituto Patria presentó ante la Inspección General de Justicia (IGJ) que conduce Ricardo Nissen -exabogado de Florencia y Máximo Kirchner- al que TN.com.ar accedió a través de un pedido de acceso a la información pública. Un análisis de los documentos permiten identificar que el organismo tuvo ingresos por $11.590.886 y gastos que treparon a casi $11 millones.

Que la mitad de los ingresos del Patria provenga del aporte de sus socios no es un dato menor ya que su presidente Oscar Parrilli y su titular honoraria Cristina Fernández de Kirchner se niegan a informar quiénes son los aportantes del organismo. Este think thank – que en los últimos meses expuso sus diferencias con la gestión de Alberto Fernández- tiene más de 500 socios. Hay unas 14 sedes del organismo en toda la Argentina.

En noviembre de 2020, la Corte Suprema de Justicia cerró una causa en la que la IGJ durante el gobierno de Mauricio Macri le exigía a la entidad que informara quiénes son sus aportantes. El año pasado la gestión de Nissen desistió del recurso extraordinario contra un fallo de la Cámara Civil y el máximo tribunal puso fin al expediente. Por esa acción el titular de la Inspección General de Justicia fue denunciado por la abogada Silvina Martínez, que lo acusó de abuso de autoridad e incumplimiento de los deberes de funcionario público.

En este contexto surge una pregunta: ¿De qué se componen los ingresos del organismo?

$5.578.600. Ese es el número que el Patria obtuvo del aporte de sus socios, cifra a la que se le suman unos $56 mil por “cuotas de ingresos”. El organismo reeligió sus autoridades el sábado 5 en un plenario virtual: sigue bajo el mando de Cristina Kirchner como presidenta honoraria, Oscar Parrilli como su titular y el ministro de Vivienda Oscar Ferraresi como vicepresidente.

Por la pandemia de coronavirus que impidió durante buena parte de 2020 los encuentros sociales y las reuniones, el organismo también se adaptó a la virtualidad y brindó diversos cursos y seminarios que le inyectaron al organismo unos $2.457.890.

Algunos de los cursos más salientes:

Curso Ideas políticas en tiempos de emergencia: $360.114
Curso Peronismo y feminismo en tiempos de emergencia: $582.089
Curso Después del temblor el desarrollo del siglo SXXI: $229.597
Curso Malvinas Antártida y soberanía: $391.022
Curso Comunicación digital política: $214.451
Curso Impuestos y distribución del ingreso: $248.530
Curso Introducción a la administración de Justicia: $134.208

El Instituto también recaudó unos $466.534 por eventos y recibió donaciones por otros $206.984. Se destacan otros $2.666.686 por “convenios de cooperación”. El más resonante de estos fue el que se firmó con el Instituto Lula, acto del que participó Cristina Kirchner.

El análisis de la documentación permite identificar que el Patria vio crecer sus ingresos en un 21,24% respecto al año 2019. Lo hizo pese a las dificultades económicas que supuso la pandemia. Un año atrás había recaudado unos $9.560.364, es decir, unos $2.030.522 menos que en 2020.

Millonarios gastos

El gasto más importante del Patria es el pago del alquiler por el edificio ubicado en Rodríguez Peña 80, Ciudad de Buenos Aires, donde se emplazan las oficinas del organismo. Durante 2020 se abonaron unos $4.342.222 por este concepto, es decir, un alquiler de $361.851 por mes. La limpieza y mantenimiento del lugar demandó un gasto anual de $221.407.

A su vez se pagaron sueldos por $2.687.316, a los que se suman $676.220 de cargas sociales y otros poco más de 300 mil pesos por honorarios profesionales; unos $516 mil en telefonía e internet y $1.022.367 en “suscripción y abonos”. También se informaron gastos de oficinas por $249.282.

La lista de erogaciones se completa con $16.650 en impresiones y folletería; además de $172.291 en gastos bancarios.

// Con el objetivo de lograr inversiones y fortalecer la relación entre los países, Alberto Fernández recibirá a Pedro Sánchez

Al cierre del 2020, el patrimonio neto del Patria ascendía a $3.080.104 y el resultado del balance fue positivo: ingresos por $11.590.886 y gastos por $10.874.320, lo que da un superávit de $651.944.

Las propias autoridades de la IGJ informaron que el balance del 2020 estaba pendiente de aprobación ya que debido a la pandemia aún no se había realizado la asamblea del instituto. También estaba pendiente la presentación del 2019: es que durante el año pasado ese organismo suspendió buena parte de los trámites para presentar los balances.

Un manto de sospechas gira en torno a quiénes son los socios que mes a mes aportan dinero para sostener la estructura del Patria, que desde hace años se niega a entregar esos documentos con el argumento de que implican una violación a los datos personales de los aportantes y que estos luego podrían ser utilizados para una persecución política.

En 2020 el Gobierno dejó en claro que ya no tenía interés en saber quiénes eran esos aportantes y tras la decisión de la IGJ de retirar la demanda que habían iniciado la anterior gestión macrista, a la Corte no le quedó más opción que cerrar el caso.

Información de Todo Noticias y Clarín