Revelan que Tinelli usó una cuenta offshore para girar dinero a EE.UU

1549

El conductor utilizó una sociedad registrada en las Islas Vírgenes Británicas manejada por un inversionista argentino. Reconoció que los fondos no fueron declarados en su momento ante la AFIP, pero luego los incorporó al blanqueo.


Un nuevo escándalo salpica de lleno a Marcelo Tinelli. En las últimas horas se reveló que el empresario utilizó una sociedad registrada en las Islas Vírgenes Británicas (BVI) manejada por un inversionista argentino para realizar transferencias de dinero a Estados Unidos.

Por este motivo, aparece en un reporte secreto de la Unidad de Inteligencia Financiera del Tesoro de los Estados Unidos (conocida como FinCEN, en inglés) como una de las 76 personas y empresas que operaron con Meestral Assets Ltd, del empresario local Andrés Adolfo Marengo. El Banco Spirito Santo en Miami reportó ante el organismo antilavado norteamericano transacciones entrantes y salientes de las cuentas de esa firma offshore por un volumen total de USD 18 millones, entre junio del 2013 y octubre del 2014.

Consultado para esta investigación, una vocera del conductor televisivo explicó que el dinero que envió a cuentas de Meestral Assets en ese período estaba destinado al “pago de gastos personales” y que no fue declarado en su momento ante la AFIP “por discrepancias de interpretación”. Luego, – informó- fue incorporado al último blanqueo.

La información surge de FinCEN Files, la investigación global basada en más de 2.100 registros con informes de actividades sospechosas reportadas por bancos norteamericanos ante el organismo antilavado de los Estados Unidos. Los documentos fueron obtenidos por BuzzFeed News y compartidos con el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ), una organización con sede en Washington, y 400 periodistas socios de 109 medios de todo el mundo. Entre ellos, de Argentina, Infobae, La Nación y Perfil.

Dos informes financieros secretos (conocidos como ROS o SAR, en inglés) emitidos por FinCEN en junio y diciembre de 2014 reportaron como sospechosas casi 300 transacciones de Meestral Assets en el Espirito Santo de Miami, una entidad de Portugal que colapsó ese año envuelto en sospechas de facilitar el lavado de dinero vinculado a Venezuela, y fue disuelto por las autoridades portuguesas. A la cuenta de la firma offshore de Marengo ingresaron, entre junio del 2013 y octubre del 2014, USD 9,1 millones y salieron U$S 8,9 millones.

El Espirito Santo consideró que esas transacciones eran sospechosas y las reportó a la FinCEN porque el dinero que recibió Mestral Assets provenía de personas y entidades que no habían sido claramente identificadas, no tenían una actividad en el mismo rubro, o los fondos no tenían un propósito comercial aparente. Por eso, alertó al organismo antilavado sobre la “posibilidad de que el cliente (por la sociedad de BVI) utilice la cuenta bancaria como banco corresponsal para invertir en USD en nombre de personas en América Latina”.

Los SARs reflejan alertas de los oficiales de cumplimientos de prevención del lavado de dinero dentro de los bancos y las instituciones financieras, pero no son necesariamente indicativos de una conducta delictiva o una evidencia de irregularidad. Funcionan como una forma de advertencia a los reguladores gubernamentales y a las fuerzas de seguridad sobre actividades presuntamente irregulares y posibles delitos.

En el informe emitido por el organismo antilavado se advierte que Marengo “no ha proporcionado (al banco) documentación que identifique a sus inversores de manera oportuna”, aunque hace la salvedad que “podrían ser inversores legítimos que hayan invertido en el desarrollo inmobiliario del cliente”.

Según el documento, «algunos de los individuos fueron identificados como jugadores de fútbol profesionales, empresarios y conductores de televisión que parecen estar haciendo inversiones. Estas personas no pertenecen a una misma industria, lo que aumenta las sospechas sobre el uso de la cuenta como una cuenta corresponsal”.