Daniel Sabsay ratificó que Mauricio Macri es un perseguido político

316

El abogado constitucionalista explicó las razones por las cuales respalda esa teoría. “No es la persona perseguida, sino el hecho que haya un perseguido”, cuestionó.


Invitado al piso de LN+, el prestigioso constitucionalista Daniel Sabsay analizó los casos judiciales más polémicos de la semana y dejó una fuerte declaración con respecto a las causas judiciales que afronta Mauricio Macri. Dejó en claro que el expresidente es un perseguido político por el kirchnerismo.

“No es la persona perseguida, sino el hecho que haya un perseguido. Cuando pasa eso, estamos todos absolutamente con nuestros derechos suspendidos o en suspenso”, sostuvo el doctor en El diario de Leuco.

El caso en el que más entusiasmo puso el Gobierno es el del Correo Argentino, que fue propiedad de la familia Macri. El procurador del Tesoro (jefe de los abogados del Estado), Carlos Zannini, y el director de la Inspección General de Justicia, Ricardo Nissen, se dedican a tiempo completo a buscar la quiebra no solo del Correo, sino también de Socma, que fue la casa matriz de todas las empresas de la familia Macri. 

En ese sentido, Sabsay amplió: “Recordemos que cuando se privatiza el Correo Argentino y se le da la concesión a Franco Macri en la época de Duhalde, luego cuando Macri comienza su actividad política, Néstor Kirchner ya presidente confisca la empresa porque toma todos los activos equivalentes por el tribunal que tazó en cerca de 400 millones de dólares y le deja las deudas”.

“Hoy en día hay decisiones que demuestran por sí solas que hoy la Justicia tiene una seria sospecha de que Macri es un perseguido político“; sentenció.

En otro tema, consultado por la donación de 3 millones de pesos de Alberto Fernández y Fabiola Yáñez para cerrar la causa de la fiesta VIP en Olivos durante la cuarentena, Sabsay opinó: “Es un caos que no debe ser. Como pago, no tiene importancia el delito que cometí”.

Yo me cansé de decir que él ha cometido muchos delitos por los cuales no está siendo juzgado: abuso de poder, distorsión de la autoridad que ejerce, no soy penalista pero lo he hablado con especialistas y está claro que de ninguna manera se lo persiguió, y ahora se permite esto“, se indignó. Y agregó: “Es menos que una jubilación mensual que cobra la vicepresidenta. Todo es verdaderamente una burla para los argentinos de bien y para los que trabajan. Una mueca que cuesta asimilar”.

La nota completa: