Jorge Macri aclaró que “es muy difícil cumplir la ley si siguen llevando niños a los piquetes”

661

El precandidato a jefe de gobierno porteño por el PRO prometió que uno de los objetivos será quitarle el poder a los líderes de organizaciones sociales para frenar los piquetes. Repudió que usen a los menores como escudos.


Jorge Macri, el designado del PRO para ser precandidato a jefe de gobierno porteño en las PASO, estuvo en El diario de Leuco por LN+ y anticipó cuáles serán los primeros pasos a seguir en su eventual mandato al frente de la Ciudad de Buenos Aires.

“El primer objetivo es sostener funcionando bien un gobierno que ha transformado esta Ciudad, si duda en cuanto podamos volver a ser gobierno en Nación debemos terminar con esta costumbre de ocupar el espacio público y evitar el derecho a circular, ir a trabajar, estudiar, atenderse en un centro de salud”, comenzó el ex intendente de Vicente López.

Consideró en esa línea que “la Justicia muchas veces dice que hay calles alternativas, entonces no se cercena el derecho a circular. Pero sí se cercena el derecho de todos los trabajadores de los comercios que están en esa cuadra del piquete”.

Al mismo tiempo se sinceró que “si a las marchas siguen yendo con niños, es muy difícil hacer cumplir la ley con las fuerzas de seguridad. Hay una utilización de los niños como escudos reales”.

“Si advertimos a los líderes sociales con sacarles el plan, no van a venir la misma cantidad de gente“, agregó Macri.

Insistió que “el kirchnerismo ha dado una batalla cultural para tratar de naturalizar la precariedad, el desorden y el descontrol. Esa no es la manera de vivir, debemos volver a vivir en un marco de respeto, de la ley y las libertades individuales”.

Consultado por la situación procesal de Cristina Kirchner y su permanente relato de proscripción, el primo del ex presidente Mauricio Macri opinó: “Desde que es poder ha atacado la independencia de poderes. Cada vez que tienen un fallo en contra, dicen que los persiguen. Han construido un relato en el que se victimizan porque no tienen otra opción. Ahora lo que está claro es que la gente cada vez le cree menos. La representación de CFK le lleva al extremo y decir que no será candidata porque no está dispuesta a perder”.