“Yo nunca secuestré a nadie”, la respuesta de un empresario a Hebe de Bonafini

859

Adelmo Gabbi, presidente de la Bolsa de Comercio, fue uno de los que se reunió con Alberto Fernández el 9 de julio. La titular de Madres de Plaza de Mayo se refirió a ellos como los que “saquearon el país” y “secuestraron a muchos de nuestros hijos que luchaban por una Patria liberada”.


Luego de que Hebe de Bonafini criticara con dureza al presidente Alberto Fernández​ por su último encuentro con empresarios y opositores, uno de los dirigentes que se mostró con el mandatario en el acto del 9 de Julio cruzó a la titular de Madres de Plaza de Mayo.

Se trata de Adelmo Gabbi, titular de la Bolsa de Comercio, quien aseguró que “nunca” secuestró “a nadie” y que se sintió “muy mal” ante las ofensivas de la activista. “Yo que fui una de las personas que estuvo el 9 de julio, me sentí muy mal. Yo nunca secuestré a nadie, nunca dejé de pagar un sueldo. En el marco de la pandemia pagué todos mis sueldos sin pedirle al Estado ni a nadie. No me merezco que me trate de antipatria o que le secuestramos a la familia”, se defendió Gabbi en radio La Red.

Sus declaraciones apuntaban a la referente social, quien en declaraciones radiales y luego en una carta abierta se mostró “ofendida y dolida” con Fernández. “Las Madres estamos muy dolidas con el Presidente, muy dolidas con lo que hizo, porque no puede sentar a la mesa a todos los empresarios que sentó, como si fueran amigos, a los tipos que saquearon el país. Y lo más grave de todo: a los que secuestraron a muchos de nuestros hijos e hijas que luchaban por una Patria liberada”, había apuntado Bonafini en la misiva. Y agregó en una nota radial. ¿Cómo les podemos pagar el sueldo a esos tipos para que le paguen a los trabajadores?“.

La carta publicada por las Madres de Plaza de Mayo.

“Yo pido que quien no piense como yo me respete porque yo respeto al que piensa diferente”, insistió el empresario, que a la vez considero que la actitud de Alberto Fernández muestra dos facetas: “Una es de moderación, donde sin ninguna duda está manejando la lapicera, y otra es de no tanta moderación, donde la lapicera se la está ejerciendo otro. Por ejemplo, en el caso de Vicentin él acaba de decir que estaba arrepentido. Pero la senadora de Mendoza (Anabel Fernández Sagasti) dijo que ‘vamos a expropiar si no entran en razones’. Ahí tenés las dos formas”.

En este sentido, continuó: “Cuando veo que la gente no está dispuesta a que le coarten las libertades y sale a la calle, ese es el verdadero freno para aquellos que pretenden coartar nuestras libertades. Sin libertad, no hay patria. Sin inversión privada, no hay progreso”.

Al referirse a la severa situación económica a causa de la pandemia y la cuarentena, Gabbi habló de un panorama “angustiante”. Y explicó: “Es un momento muy difícil, muy angustiante, pero no soy pesimista. Creo que hay una pequeña luz al final del túnel si el Gobierno actúa con corrección”.