Alberto Fernández ratificó la “legitimidad” del Gobierno de Maduro

1595

Al ser cuestionado por Víctor Hugo Morales tras la postura que tomó la Argentina en la ONU manifestando su preocupación por los derechos humanos en Venezuela, ahora el Presidente cambió el discurso y cuestionó el “bloqueo” al país caribeño.


Luego de recibir varias críticas desde un sector de sus votantes por condenar lo que sucede en Venezuela a través del representante argentino ante la ONU, Federico Villegas, el presidente Alberto Fernández afirmó que el Estado argentino «nunca ha desconocido la legitimidad del Gobierno de Nicolás Maduro.

La primera postura del Gobierno generó sorpresas dentro del propio oficialismo y agrado en la oposición, particularmente dentro de Juntos por el Cambio. Durante la reunión del Consejo de Derechos Humanos de la ONU, Villegas mostró “su profunda preocupación” por los derechos humanos en la nación caribeña y llamó a “elecciones transparentes”.

El mandatario tuvo que salir a cambiar su testimonio en una nota radial con el Víctor Hugo Morales. El relator kirchnerista consideró como una “vergüenza” la posición que se planteó ante la Organización de las Naciones Unidas.

Tras el cuestionamiento, Fernández negó un cambio de postura y aseguró que su Gobierno “hizo el planteo que siempre hace” y cuestionó el bloqueo que sufre Venezuela. “Argentina presenta un informe muy crítico, aunque menos crítico que el anterior, en el que plantea los problemas de violaciones a los derechos humanos en Venezuela. Y ratificó su decisión de preservar los derechos humanos en cualquier ámbito y gobierno”, comenzó su desmentida el jefe de Estado.

Y siguió: “Nosotros estamos preocupados por el bloqueo que sufre Venezuela, porque es un castigo que no merece el pueblo venezolano. Y llamo a recuperar la convivencia democrática a través del diálogo entre los venezolanos y sin intromisión de las potencias“.

Paradójicamente, remarcó que siempre buscará defender la democracia: “No voy a promover ningún golpe de Estado contra un presidente. Soy un hombre de la democracia. Me puede gustar o no lo que elijan los pueblos hermanos, pero estoy obligado a respetar. Cuando hablamos de que se recupere la convivencia democrática, estamos hablando de que se sienten a dialogar y construyan una democracia. Hay un proceso electoral de medio término donde el gobierno de Nicolás Maduro está flexibilizando posiciones”.

Por último, el Presidente indicó que su gestión “condenará siempre cualquier violación de derechos humanos en cualquier lugar del mundo y vamos a preservar la democracia”.

“Nosotros nunca hemos desconocido la legitimidad del Gobierno de Venezuela. Es por eso que Guaidó no fue reconocido por nosotros como sí lo hizo el Gobierno anterior”, concluyó Fernández.