Acusan a Daniel Gollan de “usar el terror para controlar a los vecinos”

823

Desde el radicalismo apuntaron contra el ministro de Salud bonaerense luego de afirmar que “si se levanta la cuarentena, en 15 días habrá cadáveres apilándose en las calles”.


A una semana de concluir otra etapa de la cuarentena -camino a los 80 días- y a la espera de los nuevos anuncios de Alberto Fernández, se desató una nueva polémica tras los dichos del ministro de Salud bonaerense Daniel Gollan, quien este domingo salió al cruce de los sectores que cuestionan las medidas de aislamiento para contener al coronavirus, y advirtió que, en caso de levantar las medidas, “en 15 días vamos a tener cadáveres apilándose en las calles”.

En la UCR no tardaron en responderle y criticaron con dureza al funcionario de Axel Kicillof al considerar que “usa el terror para controlar a los vecinos”. “Un Ministro debe ocuparse con responsabilidad de la tarea que tiene encomendada, usar el terror para controlar a los vecinos hace dudar que hayan hecho lo que debían hacer en estos 70 días. Más soluciones y menos declaraciones, Daniel!”, se descargó Alejandra Lordén, vicepresidenta de la UCR y diputada provincial, en su cuenta de Twitter.

Sus quejas se producen luego de que Gollan alertara que “si cedemos a las críticas y levantamos la cuarentena, en 15 días vamos a tener cadáveres apilándose en las calles, como ya vimos que pasó en otras grandes ciudades del mundo, ya lo vimos hasta en Nueva York”.

Se trata del mismo funcionario que a mediados de mayo, quebró la tregua implícita entre Kicillof y el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, al resaltar que la Ciudad de Buenos Aires representaba el “mayor riesgo de irradiación” de COVID-19.

En esa línea, el ministro de Salud provincial también repudió las manifestaciones que se dieron en varios puntos del país en contra del aislamiento. “Esta pandemia es muy contagiosa y en períodos muy cortos de tiempo, por eso es difícil hacer predicciones”, indicó Gollan en Radio 10, y explicó que los esfuerzos principales de los gobiernos nacional y provincial están en “detener la tasa de crecimiento, porque si no se consigue eso, si no detiene esa tasa de crecimiento, no hay ningún sistema de salud que pueda soportar el pico que provoca esa pandemia”.