Osvaldo Bazán: “Un año de peste”

3741

La columna del periodista en El Sol de Mendoza con un resumen detallado de lo que fue el año de pandemia en la Argentina. “Hace un año la pareja de Fabiola lanzó el DNU que nos puso en cuarentena. Este es un recuento muy incompleto de algunas cosas que ocurrieron”.

  • El ministro de Desarrollo Social, Daniel Arroyo, paga sobreprecios en alimentos básicos para “los más vulnerables” por “la urgencia” de la pandemia.

  • La ministra de Seguridad, Sabina Frederic, declara que a través de las fuerzas federales, realiza un “ciberpatrullaje” en las redes sociales con el objetivo de “detectar el humor social”: “No es ciberespionaje, es ciberpatrullaje. Se hace un rastreo por lo que es público en las redes. Twitter, Facebook e Instagram tienen muchas cuentas que tienen faceta pública y otra privada. Las fuerzas federales solo acceden a lo que es público y eso permite anticiparse a una dimensión del humor social, no a todo”
  • La Revista Noticias pone en su tapa al presidente de la nación con traje de súperman como “SuperAlberto”. Dos semanas después, el lugar es ocupado por Fabiola Yáñez como “La Evita Millenial”.
  • El presidente llama “miserables” a los empresarios -que en su gran mayoria hicieron campaña por su candidatura- al tiempo que anuncia que nadie de su gobierno, a diferencia de la gran mayoría de los gobiernos del continente, se bajará el sueldo por la pandemia.
  • El Ministerio de Desarrollo Social de Santiago del Estero reparte bolsones de arroz con gorgojos. El intendente de la localidad de Selva, Enrique Bertolino insta a que se los coman igual porque esos insectos “tienen muchas proteínas y hacen bien para el cáncer”.
  • En conferencia de prensa el presidente cambia de tema cuando una periodista extranjera le pregunta sobre los tests que no se estaban realizando.
  • La esposa de uno de los sospechados de participar del esquema de coimas de Odebrecht en Argentina, presentadora de televisión, Verónica Lozano, se burla en cámaras de Nicolás Wiñaski, un periodista fundamenal en la investigación de las andanzas de su marido, Jorge Rodríguez. Lo hace endilgando la idea de “anticuarentena” a todas aquellas personas que advierten sobre las consecuencias del encierro.
  • Argentina se pelea simultáneamente con Chile, Bolivia, Paraguay y Brasil. Las filminas del presidente elogiándose nos meten en problemas hasta con Suecia.
  • Con el cantante Residente el presidente se elogia por vencer al virus. En marzo del año pasado.
  • Con un solo tuit el canciller Felipe Solá se pelea con varias empresas de aviación internacionales al mismo tiempo.
  • Pami aplaza la vacuna de la gripe y discontinúa la entrega de medicamentos oncológicos y para la diabetes. Los pedidos se judicializan.
  • Los inscriptos en el Programa de Protección de Testigos pasan a depender de aquellos contra los que atestiguaron.
  • Marcos Galperín huye del destrato y se lleva la sede de Mercado Libre, la empresa más grande de Latinoamérica a Uruguay. Nada original, muchas empresas se van del país y Uruguay les abre las puerta. Las inversiones argentinas ocupan el segundo lugar en Colombia. Argentina ya no es confiable.
  • Los senadores opositores sufren en plena cámara que la expresidenta les corte el micrófono y los deje sin hablar.
  • Por decreto bajan el dinero de los jubilados, después votan una ley que los empobrece aún más que la ley de los “neoliberales”.
  • Liberan presos peligrosos sin la excusa siquiera de una tobillera. No hay datos exactos de su número ni de su condición actual.
  • El Presidente destrata a los periodistas Cristina Pérez, Johnatan Viale y Silvia Mercado y manda al sicólogo al periodista Javier Díaz de A24. En conferencia de prensa indica al país qué cosas pueden angustiar a sus habitantes y qué cosas, no.
  • Se rompen decenas de silobolsas en todo el país. El exministro de Seguridad de Santa Fe, una de las provincias más afectadas por la modalidad, Marcelo Sain, cuyo avatar en tuiter es él mismo disfrazado de Capitán América dice que “todo esto es un gran verso montado por Clarín, no me cabe ninguna duda. Esto se inscribe dentro del marco de una campaña más grande”.
  • Prohiben a los runners porteños la acción saludable de salir por los parques luego de meses de encierro sólo como un gesto hacia aquellos que sufren otras condiciones. Lo admite el exministro de Salud de la Nación, casi como si estuviera haciendo una broma.
  • Aparece asesinado el secretario de la presidenta vice, que había declarado como “imputado colaborador” y había hablado del conocido romance marroquinero del kirchnerismo y a las pocas horas gobierno, juez y medios afines salieron corriendo a decir que se trataba de un “crimen pasional”. Poliamor, claro, porque a Fabián Gutiérrez lo mató una patota.
  • Por un decreto de necesidad y urgencia se nombra un Consejo Consultivo que asesora al Ejecutivo sobre reformas en el Consejo de la Magistratura y la Corte Suprema. Para que nadie sospeche de imparcialidad, la figura prominente de la comisión es Carlos Beraldi, abogado de la persona por la que se forma la comisión, cuyo objetivo fundamental es salvar a la Megamechera Intergaláctica del peso de la justicia.
  • Ricardo Echegaray es sobreseído por el Juez Canicoima Cobrar en una de sus últimas resoluciones justo antes de jubilarse.
  • El IFE se instrumenta para alivio de millones de personas, pero es cobrado por militantes camporistas como Marcos Vera, jefe de la ANSES en Salta, por concejales salteños, por funcionarios municipales de Chaco y hasta por presos. Fernanda Raverta lo niega públicamente pero después, ante las pruebas, debe admitirlo.
  • Tecnópolis abre como gran centro de aislamiento, con wifi y cine pero los habitantes de la provincia de Buenos Aires no quieren ir. El gobierno provincial termina pagándole a la gente para que vaya.
  • Por el desborde de la emisión monetaria, se importan billetes por primera vez en cinco años.
  • El Presidente declara a la revista de economía más importante del mundo que no tiene plan económico, que no
    es necesario.
  • Mario Ishii, intendente de José C. Paz reconoce que “yo los cubro cuando venden falopa con las ambulancias”. Ninguna consecuencia.
  • Los delincuentes liberados producen terror en el conurbano bonaerense, hay una seguidilla de ataques muy crueles a jubilados, con tortura incluída.
  • A cargo de Aysa, Malena Massa presenta una guía para un uso no sexista de la lengua. El agua durante todo el año es un bien escaso en muchas zonas del conurbano y en muchas más, sale de las canillas con olor y color sospechoso. Sabor, nadie sabe. Nadie se anima.
  • Se reincorporan policías que habían sido dado de baja en la administración anterior por varios delitos.
  • Latam se va del país denunciando que los costos son 41% acá más altos y la productividad de la tripulación un 30% más baja que en la de los 27 mercados en los que opera. Norwegian deja el país. American Airlines y Delta Air bajan algunas rutas nacionales. Cierran el aeropuerto de El Palomar y complican el funcionamiento de FlyBondi. El gobierno reconoce que Aerolíneas Argentinas perderá 466 millones de dólares. Entre los autopartistas, Saint-Gobain Sekurit, Axalta, Basf y PPG se van a Brasil.
  • La ley de teletrabajo no contribuye al teletrabajo. La ley de alquileres aumenta los alquileres.
  • Se plantea súbitamente la estatización de una de las más grandes empresas del sector agrícola del país. Sin plan, sin estrategia y con manifestaciones en contra, se baja la estatización.
  • Dos bebitos son paridos y muertos en un inodoro en la provincia de Santa Cruz por el pésimo estado de la salud provincial.
  • El Presidente cambia el orden cronológico de los bustos de los presidentes en la Casa Rosada.
  • La diputada nacional del Frente de Todos, Gisella Marziota pide instituir el 7 de mayo como feriado nacional por el nacimiento de Eva Perón.
  • En agosto del 2020 el presidente dice “seguimos hablando de cuarentena sin que en Argentina exista una cuarentena”.
  • El remero Ariel Suárez, doblemente medalla de oro en los Panamericanos, después de 144 días sin entrenar para los Olímpicos de Japón, rompe la cuarentena y entrena, sólo, con su bote en el Tigre. Los siguen dos helicópteros, Prefectura le labra un acta.
  • Eduardo Duhalde dice que “hay un golpe de estado en marcha”. Se justifica luego con algo así como un hackeo a su cabezota y que tuvo un “comportamiento sicótico”. Finalmente le envian a la casa a un vacunador personal que, sin respetar ningún protocolo, lo vacuna a él, a Chiche, al secretario privado Carlos Mao y hasta a sus hijas María Eva y Juliana que de casualidad están de visita. Lleva las vacunas Alejandro Salvador Costa, subsecretario de Estrategias Sanitarias quien, se supone que por esta acción tiene un ascenso, ya que Filomena Vissoti, la Ministra de Salud, lo nombra Secretario de Regulación y Fiscalización del Ministerio de Salud.
  • Osvaldo Oyarzún muere porque no llega a tiempo al hospital, ya que la frontera entre Córdoba y San Luis está cortada. Mario Cortez (41) muere en Merlo por un terraplén puesto para que no pase el virus. En Hersilia, Santa Fe, muere por lo mismo Osvaldo Mansilla (55), como Daniel Rosa (21) en Junín, Nelson García (33) en San Antonio Obligado en Santa Fe, Lucía Ponti (32) en Lincoln. Ellos son sólo algunos de los fallecidos cuyo recuento nadie hace. “Mejor suerte” llevaron Luciano Ferreyra (19) quien “sólo” sufre traumatismo de cráneo y sangrado encefálico en Junín; un muchacho de 23 años de quien no trasciende nombre tuvo fractura de clavícula y lesiones graves en Quebracho Herrado en Córdoba, así como otro muchacho de 22 de quien tampoco trascendienden más datos y que fue internado con traumatismos varios en el hospital Iturraspe de San Francisco, Córdoba.
  • Por violencia policial son ultimados Luis Espinosa, Facundo Astudillo, Valentino Correa, Ariel Valerian, Ezequiel Corbalán, Ulises Rial, Florencia Morales, Tomás Fernández, Franco Maranguella, Mauro Coronel, Franco Isorni, Lucas Cabral, Alan Maidana, Lucas Verón, Miguel Laino y Walter Nadal, todos en el marco del DNU firmado por el presidente (y envalentonados por las declaraciones públicas del presidente quien no duda en afirmar en televisión nacional “si lo entienden por las buenas -cumplir con la cuarentena estricta- me encanta,y si no, me han dado el poder para que lo entiendan por las malas”).
  • Además, reciben golpes, palizas brutales y/o humillaciones varias Selene Quiroz y su novio en Rosario, Pablo Acosta en Villa Constitución y Mario Kovacevich en Santa Isabel, los tres en la provincia de Santa Fe; María Belén Alonso en Santa Rosa, Francisco Vivandelli en General Acha, Sebastián Britos en General Pico y Luis María Bompadre en Catriló, los cuatro de la provincia de La Pampa; Mario Lobos en Santiago del Estero; Luciano Gonzalez y su novia Vicky en Bahía Blanca y Fabián Andina en General Madariaga, ambos de la provincia de Buenos Aires; Alejandro Shclaig en Trelew; Rodrigo Pérez en Caleta Olivia; Malvina Ferreira en Tucumán; Adrián Mercado en General Ballivián, Salta; una familia entera de la comunidad quom del barrio Bandera Argentina de Fontana Chaco (mientras el líder quom Félix Días aún permanece en una choza improvisada en Plaza de Mayo esperando que alguien lo atienda). Se dice que es exagerado colgar al Poder Ejecutivo Nacional las muertes y violaciones a los derechos humanos cometidos por las policías provinciales. Lo cierto es que de todos estos casos, del único que habla el presidente es del de Facundo Astudillo por la presión mediática. Ni una palabra sobre estos “incidentes” que manchan para siempre su gestión. Sólo se dedica a elogiar al gobernador que hizo gala de su autoritarismo, Gildo Insfrán, el formoseño que cuenta en su conciencia con la muerte de Mauro Ledesma. Cuando le preguntan al presidente por Solange, la chica que no pudo cumplir su último deseo antes de morir de cáncer, ver a su papá, en un caso que conmueve al país se hace el desentendido. (Los detalles de todos los casos aquí comentados fueron publicados oportunamente en El Sol, en las notas Persiguiendo Idiotas (7/6/20) y Persiguiendo Idiotas II (6/9/29).
  • Arrecian las tomas de tierra en todo el país, con indiferencia y a veces hasta beneplácito del gobierno nacional.
  • Muere el doctor Miguel Duré, del Hospital Ferrando de Chaco y el doctor Jesús Amenábar del Hospital Centro de Salud de Tucumán. Ambos habían denunciado las espantosas condiciones de salud y las trabas burocráticas de sus respectivos lugares de trabajo.
  • La gente en la calle, con miedo y cuidado, dice “No” cuando se siente atropellada, nacieron los “banderazos”.
  • El gobierno organiza el velorio multitudinario de Diego Maradona en Casa Rosada, que se desmadra.
  • Cuatro millones de personas pierden sus trabajos.
  • La pobreza pasa de 35 a 44%.
  • La inflación es del 40,7%.
  • Cierran 41.200 pymes.
  • Cierran 90.700 comercios.
  • La actividad comercial cae un 10%
  • No se testea. No se siguen ni se aíslan los casos.
  • Las gestiones para conseguir vacunas no son transparentes.
  • Se anuncian millones de vacunas que no llegan.
  • Se arma un vacunatorio VIP donde allegados al poder se vacunan pasando por encima de cualquier protocolo.
  • Se vacunan jóvenes militantes que se vanaglorian en las redes. Se arma a posteriori un protocolo que intenta salvar las apariencias.
  • El plan de vacunación es lento y los grupos de riesgo no son prioritarios.
  • 2.234.913 infectados.
  • 54.576 muertos.
  • Se perdieron vidas y bienes por incendios descontrolados en todo el país.
  • No hay clases en todo 2020. En el primer mes de clases presenciales en la ciudad de Buenos Aires, pese a lo anticipado por los sindicatos del sector, sólo se infectó un 0,17% de la comunidad escolar.

En un año pasaron muchas más cosas.

Aprendimos de masa madre y de susto padre.

Nos separamos de los afectos y aprendimos a usar el Zoom.

Entendimos varias cosas sobre el cuidado y sobre el descuido.

La peste descubrió héroes y villanos.

Nos enseñó bastante quién es quién y dónde estamos parados.

Y fundamentalmente nos enseñó qué es lo que no queremos para nosotros y para el país.

Nunca más.