En lo que va del año, el municipio de Morón gastó más de 2 millones de pesos en servicio de catering

628

La oposición presentará un pedido de informes por los gastos del intendente Lucas Ghi.


El intendente de Morón, Lucas Ghi, lleva gastados 2.130.600 de pesos en concepto de “servicios de catering” en lo que va de 2023. Se trata de cuatro compras realizadas los días 5, 18 y 27 de enero y una adicional registrada el día 7 del mes en curso, que provocaron un pedido de informes de la oposición.

Según los datos publicados por el sitio oficial de la Municipalidad de Morón, que a diferencia de otras intendencias difunde sus números de manera abierta, el gasto más grande del intendente del Frente de Todos fue de casi un millón y medio de pesos e incluyó -entre otros elementos- “infusiones, gaseosas light y convencionales, aguas y aguas saborizadas (primeras marcas), facturas variadas, magdalenas, alfajores de chocolate y maicena, masas secas, sandwichs de miga especiales, fruta de estación, pizzas varias, empanadas y wok vegetariano, picadas de queso y frutas, fiambres, tacos, servicio de mozos y cocina, vajilla completa y mantelería”.

Desde la Municipalidad indicaron que esa licitación, sobre la que apuntó la oposición, no estuvo asociada a un solo evento, sino a 14 presentaciones musicales y shows del ciclo “Escenarios a cielo abierto”, que involucran el catering para varias bandas que, en cada presentación, pueden llegar a reunir entre 30 y 50 miembros.

Dos datos que llaman la atención tienen que ver con que solo la primera compra del año indica el destino del servicio contratado: “Servicio de pizza libre, licuados y helados para colonias de verano en Polo Deportivo Municipal”. Otro detalle es que la totalidad de las operaciones se realizaron con el mismo proveedor, Ezequiel Mariano Esperon, quien aparece en reiteradas ocasiones desde 2020, meses después de que Ghi iniciara su gestión. “Gana la licitación el precio más conveniente”, indicaron desde el Municipio.

Representantes de Juntos por el Cambio en Morón anticiparon a LA NACION que iniciarán esta semana un pedido de informes para conocer en profundidad la proporción de los gastos registrados por el municipio, que -advierten- se encuentra en situación deficitaria.

En este sentido, el concejal de la Coalición Cívica Francisco Mones Ruiz explicó: “Venimos monitoreando el gasto en megarecitales. El año pasado gastaron no menos de 200 millones de pesos. Según datos del presupuesto de este año, nuestra estimación es que entre alquiler de escenario, baños químicos, folletería y otras cosas van a gastar no menos de 500 millones de pesos”.

Mones Ruiz aclaró que está a favor “de la promoción del arte y la cultura”, pero que “los municipios que tienen déficit como Morón deberían tener un poco de austeridad”.

Asimismo, el concejal se refirió al aumento de las tasas municipales que los vecinos de Morón sufrieron y que llegaron a duplicar el índice de inflación. “Desde que asumió esta gestión en Morón, aumentaron 188% las tasas. Son de las más caras del conurbano. Mientras le piden más esfuerzo a los vecinos, [Ghi] viene y gasta 500 millones de pesos en megarecitales”, cuestionó Mones Ruiz. Y añadió: “En los últimos tres años, pasamos de 5000 empleados municipales a 7000″.

El concejal publicó en su cuenta de Twitter un pedido de cotización realizado por el municipio para contratar un nuevo servicio de catering para los “megarecitales” en el marco del ciclo “Escenarios a Cielo Abierto”, por un monto de $1.380.000.

El vocero del intendente Ghi, Fernando Torrillate, explicó a LA NACION que el monto de casi 1,4 millones de pesos que reclama Mones Ruiz “es un pedido de cotización de una licitación por todos todos los eventos de ‘Escenario a cielo abierto’ de febrero, un ciclo que incluye a bandas musicales, producciones de esas bandas y producción de eventos. El ciclo se desarrolla en la Plaza San Martín y en varios barrios”.

Destacó, además, que la información se encuentra disponible públicamente en la página de transparencia del Municipio. Y señaló que el gasto en eventos en Morón es inferior al de otras intendencias de Juntos por el Cambio e incluso a la del antecesor de Ghi, Ramiro Tagliaferro (Pro), que gobernó entre 2015 y 2019.

No es la primera vez que Ghi es cuestionado por sus gastos en gastronomía y eventos sociales. Un informe del sitio Border Periodismo señala que la categoría “Eventos Sociales” fue la tercera que más dinero se recibió durante 2022, superando a “Políticas para personas mayores” y “Políticas de género”.

Ese mismo relevamiento refleja que los gastos por “servicios de gastronomía” superaron los cinco millones de pesos el año pasado y se gastó un monto 20 veces mayor en concepto de “implementos para eventos”.

Información de La Nación