El grave informe de Eduardo Amadeo sobre la falta de atención del Gobierno a la niñez

710

Impacto Covid, encierro, falta de educación y pobreza. El ex diputado y ex embajador pidió “poner un enorme esfuerzo para recuperar una vida sana para todos estos chicos”.


Los únicos privilegiados no han sido los niños pobres en los últimos 20 años de la historia argentina, pues no contaron con los recursos que les hubieran permitido construir una vida mejor que la de sus padres y romper con la transmisión intergeneracional de la pobreza que condena su futuro.

Las cifras son abrumadoras. La reducción de la mortalidad infantil ha estado por debajo de lo logrado en otros países de la región y en varias provincias registra números que están entre los peores de todo el continente. Los resultados de la educación empeoran sistemáticamente, desde la terminalidad hasta la calidad de los conocimientos. Como muy bien lo mide el Observatorio de la Deuda Social de la UCA, las condiciones básicas para su desarrollo, alimentación, salud, hábitat, subsistencia, crianza y socialización, información, educación y el trabajo infantil no cesan de empeorar, creando una suerte de prisión que los limita en sus recursos más elementales para lograr un desarrollo integral.

Estos primeros párrafos corresponden a la última columna que publicó el exdiputado Eduardo Amadeo en La Nación. Entrevistado en Radio Mitre, ahondó más sobre esta problemática con mayores detalles: “Lo había titulado Los únicos privilegiados no son los niños, y luego el diario lo cambió por buenas razones; desde 2002 hasta acá, 14 años de kirchnerismo, los argentinos pobres no fueron privilegiados, pero los niños han sido los más perjudicados en todo sentido. La mortalidad infantil, si bien se ha reducido, se ha reducido mucho menos que nuestros vecinos; y tenemos provincias donde la mortalidad infantil está al nivel de los países más pobres de la región; en Chaco, Formosa, Tucumán, donde el actual jefe de gabinete truchó las cifras.

Escuchá a Eduardo Amadeo en Le doy mi Palabra


La educación; si mira las Pruebas Aprender, que el gobierno no quiso seguir adelante, donde la caída de la capacidad ha sido estremecedora. La relación clarísima entre resultados de la escuela y posibilidades de tener un trabajo en el futuro”, continuó.

Consideró que “dentro del hogar, el Observatorio de la Deuda de la UCA muestra lo que pasa dentro del hogar; con la violencia familiar, la posibilidad de tener acceso a la computadora, o que sus papás le cuenten un cuento, o tener una vida deportiva. Y el covid ha venido a producir un desastre; el encierro de los chicos los alejó de sus amiguitos, les impidió estudiar; y lo más impactante es que la pérdida de este año va a tener un impacto mucho mayor que un año de pérdida; produjo un daño afectivo, intelectual, emocional, gravísimo. Mi articulo dice, este es el tema; por razones humanas, hay que ponerle un enorme esfuerzo para recuperar una vida sana para todos estos chicos”.

“Cuando se habla de los acuerdos; la política educativa va a ser el promedio entre Soledad Acuña y Baradel?; es imposible; el único privilegiado en estos años ha sido Baradel, que ha demostrado además la increíble insensibilidad de cerrar las escuelas; no creo que con el kirchnerismo esto sea posible; cortémosla con seguir poniendo plata; se trata de administrar bien el dinero. Tenemos que volver a poner evaluación educativa en las escuelas. No hay acuerdo posible con gente son semejante nivel de insensibilidad. Un ejemplo maravilloso fue el de Padres Organizados”, finalizó Amadeo.