Piden una pena de 4 años y 4 meses de prisión para Cristóbal López y Fabián De Sousa

468

El fiscal los acusa de fraude por evadir impuestos en la empresa Oil Combustibles. La deuda estimada se acerca a los 5.900 millones de pesos. También se solicitó 4 años y 8 meses de cárcel para Ricardo Echegaray.


Pese al viento a favor que venían gozando varios de los empresarios y ex funcionarios del kirchnerismo que están comprometidos con la Justicia, en esta oportunidad el fiscal Juan García Elorrio pidió la pena de 4 años y ocho meses para el extitular AFIP Ricardo Echegaray, y de 4 y cuatro meses para los empresarios Cristóbal López y Fabián De Sousa por el no pago de impuesto al expendio de combustibles de la empresa Oil Combustibles. También solicitó condenas por defraudación a la administración y dijo que la deuda estimada fue de 5900 millones de pesos.

En su defensa, De Sousa pidió al Tribunal Oral Federal N°3 hacer uso de la palabra para denunciar la “interferencia” del gobierno de Mauricio Macri en el caso, al dar por probado que fue escuchado de manera ilegal mientras estuvo detenido en el penal de Ezeiza. Luego, la Fiscalía concluyó el alegato.

Al extitular de AFIP se lo consideró culpable por “administración fraudulenta agravada en perjuicio de la administración pública”. A López y De Sousa “partícipes necesarios”. La Justicia exigió además el decomiso de bienes, reparación del daño e inhibición de por vida para ejercer cargos públicos.

El fiscal fue muy claro: “El dinero del impuesto que no era ingresado a la AFIP fue utilizado para beneficiar intereses privados y la maniobra permitió además que los empresarios se beneficiaran a costa del Estado

En la causa se investigaron presuntas irregularidades en el otorgamiento de planes de pago por parte de la AFIP a Oil Combustibles, que no depositó el impuesto a los combustibles líquidos que retenía a sus clientes. “Las sumas no fueron ingresadas en tiempo y forma al fisco”, indicó García Elorrio en su acusación, luego de que la AFIP se retirara como querellante de la causa porque la empresa entró en un plan de pagos. “Echegaray sabía que lo que hacía o dejaba de hacer; redundaba en beneficio indebido para las arcas de De Sousa y López”, agregó.

Hubo una maniobra en claro perjuicio a las arcas del Estado, en base a un comportamiento delictivo. Esta conducta debe ser analizada desde la perspectiva de un acto de corrupción”, aseveró el fiscal.