Para Larreta, la salida de Máximo representa una “interna grave para el país”

314

“Genera incertidumbre y confusión”, aseveró el jefe de gobierno porteño ante la falta de acuerdo dentro del propio oficialismo.


En línea con la opinión de otros referentes de Juntos por el Cambio, Horacio Rodríguez Larreta disparó munición gruesa contra Máximo Kirchner por haber renunciado como jefe de la bancada del Frente de Todos horas después del acuerdo del Gobierno con el Fondo Monetario Internacional (FMI).

La situación interna del oficialismo genera una incertidumbre que en este momento crítico de la Argentina no ayuda nada”, indicó este miércoles el alcalde la Ciudad de Buenos Aires en una conferencia de prensa.

Preocupado por la falta de rumbo del Gobierno, afirmó que el país “necesita un plan económico que diga cómo generar empleo, invertir y aumentar las exportaciones”. “Necesitamos tener una visión a largo plazo, un plan. Situaciones como esta generan más confusión, que es lo último que Argentina necesita. Es muy inportuno, no ayuda nada”, aseguró.

Con respecto a una lectura política de la decisión de Máximo Kirchner de renunciar a la presidencia del bloque de diputados del Frente de Todos, Larreta analizó: “El problema no es la renuncia de un jefe de bloque o no, el problema es que no tenemos una visión, un rumbo, un plan claro que nos diga cómo crecer y dar trabajo”.

También destacó que la situación interna del Frente de Todos afectará al acuerdo con el FMI: “Para el país es muy grave que se muestren diferencias, contradicciones, idas y vueltas, en algo tan crítico como la relación y el acuerdo con el FMI. Los problemas internos de ellos, que son muchos, son un tema del oficialismo”.

Por otro lado, Rodríguez Larreta también se mostró muy crítico por la movilización en contra de la Corte Suprema que se realizó ayer frente a Tribunales, con el aval y la presencia de algunos funcionarios del Gobierno.

“Me parece de altísima gravedad institucional que haya una marcha pidiendo la renuncia de los miembros de la Corte Suprema. Es más grave que el gobierno participe, la impulse e incluso haya funcionarios que fueron a la marcha. Actitudes como estas que van de la mano del apriete a jueces, de la presión a las cámaras para que no fallen en contra del gobierno, realmente no ayuda nada y atenta contra las instituciones de Argentina”, aseguró el jefe porteño“, se quejó.