En Formosa, casi el 90% de los presos ya fue vacunado contra el Covid

342

Lo confirmó el subjefe de la policía provincial, Cirilo Bobadilla. Apenas unos 10 mil formoseños completaron el esquema de inmunización según datos oficiales.


Una fuerte polémica tiene en el ojo de la tormenta nuevamente a Formosa. En las últimas horas trascendió que la provincia avanzó en la vacunación contra el coronavirus de personas que están presas e incluso el jefe de la Policía local confirmó que un 90% de esta población ya estaba inmunizado.

A raíz de esto, se inició una investigación, debido a que solo 10.756 habitantes de la provincia en total completaron el esquema vacunatorio. Es decir, solo un 1,59% y no se terminó de inocular a los grupos de riesgo.

La imagen de un vehículo del ministerio de Desarrollo Humano formoseño utilizado para el transporte de insumos hospitalarios estacionado frente a la Unidad 10 del Servicio Penitenciario Federal recorrió las redes y despertó duros cuestionamientos. Según detallaron los medios locales, habría sido utilizado para trasladar dosis de la vacuna Sinopharm para aplicarla a los reclusos de ese organismo carcelario.

La información habría sido confirmada por el subjefe de la Policía local y la polémica creció porque las vacunas se destinaron a los presos mientras el personal del servicio y la mayor parte de la población de la provincia no recibió ninguna aplicación. De acuerdo con los números oficiales, Formosa recibió un total de 119.751 dosis y solo 10.756 personas en el distrito recibieron el tratamiento completo.

La situación de Formosa durante la pandemia

Desde que comenzó la pandemia la provincia que gobierna Gildo Insfrán fue centro de polémicas por las políticas llevadas adelante. Las fuertes restricciones y la disposición de centros de aislamiento para personas positivas en coronavirus y casos sospechosos derivaron en constantes denuncias que incluyeron acusaciones de maltrato y abuso de autoridad.

A raíz de la situación y la trascendencia de las denuncias, Human Rights Watch (HRW) emitió un duro informe sobre la situación. Consideró “abusivas e insalubres” las condiciones en los centros de aislamiento. El documento, que también cuestiona la restricción al trabajo del periodismo independiente y el empleo excesivo de la fuerza en las protesta conta Insfrán, es acompañado por los Centros de Salud Pública y Derechos Humanos y de Salud Humanitaria de la Universidad Johns Hopkins.

“Las autoridades provinciales también han restringido el trabajo de la prensa independiente para cubrir la situación en la provincia, habrían empleado excesivamente la fuerza contra quienes protestaban por las medidas relacionadas con el COVID-19 y, durante meses limitaron severamente la posibilidad de la población de la ciudad de Clorinda de trasladarse y acceder a atención médica”, cuestionó asimismo el organismo internacional.

Además, el informe destacó que desde abril de 2020, más de 24.000 personas fueron obligadas a permanecer confinadas en 188 centros de aislamiento y cuarentena en Formosa, algunas por períodos mayores a los 14 días que recomienda la Organización Mundial de la Salud (OMS) y, en muchos casos, bajo circunstancias que podrían considerarse detenciones arbitrarias.

Información de TN