Rubinstein: “Es probable que el número de infectados sea diez veces superior”

458

El ex secretario de Salud cuestionó la falta de testeos en el país y fue muy crítico con la Provincia por la actualización del número de muertes por coronavirus: “A siete meses de pandemia, es inadmisible”.


Analizando el panorama actual que atraviesa la Argentina a seis meses y medio de cuarentena, Adolfo Rubinstein dejó nuevas críticas a la gestión del Gobierno nacional y bonaerense por el nivel de “frustración” que tiene la gente.

Entrevistado en Palabra de Leuco por TN, el ex secretario de Salud dejó en claro que “probablemente” la cantidad de infectados de coronavirus sea “diez veces” superior al total de casos confirmados, debido al “sub testeo muy importante” que existe en el país. Recordó que “el único indicador duro que existe para conocer el número total de positivos es la tasa de letalidad”, por lo que “si no tenemos ese dato de manera precisa, entonces tampoco conocemos la cantidad real de infectados y no podemos evaluar la trayectoria de la epidemia”.

En este contexto, calificó de “inadmisible” que el gobierno de la provincia de Buenos Aires “ajuste su metodología de medición” a siete meses de iniciada la pandemia, en relación al ‘blanqueamiento’ de los más de 3.500 fallecidos por covid-19 que el propio Axel Kicillof atribuyó a una “falla metodológica” en la recolección de datos.

Al respecto, Rubinstein opinó: “Ese proceso de entrecruzamiento es algo que se debió hacer al principio. Uno puede entender que al inicio de la pandemia sean necesarios realizar algunos ajustes en las metodologías, pero que eso suceda siete meses después es absolutamente inadmisible”.

Es correcto que se transparenten los datos, pero convertirlo en una gesta épica donde el gobierno bonaerense se transforma en experto y lo propone para todas las jurisdicciones, es una exageración. Incluso la mayoría de las jurisdicciones llevan sus datos bastante bien, más allá de la existencia de retrasos pero que son de muchísima menor magnitud”, añadió el ex funcionario.

Por último, Rubinstein insistió en que “el Gobierno utilizó la cuarentena como el único recurso para controlar la epidemia, cuando claramente no la doblega ni es un remedio, y al no acompañarla de otras medidas como el testeo, el trazado y el aislamiento de contactos. Cuando lo decíamos hace más de cuatro meses, pasamos al un entrampamiento que nos hizo muy mal. Cuando uno ve qué es lo que está pasando, hay un enorme hartazgo y frustración acompañado de desesperanza y sufrimiento”.