Dady Brieva: “No se bancan un chiste, no se bancan una joda”

1026

El humorista había manifestado su deseo de “agarrar un camión y jugar al bowling en la 9 de Julio” en pleno banderazo del lunes.


En tono desafiante y sin ningún tipo de arrepentimiento, el conductor de radio Dady Brieva cargó contra los opositores y medios de comunicación que cuestionaron sus comentarios contra los manifestantes que asistieron al banderazo del 12-O.

Durante la movilización del lunes, el actor había dicho en su programa de El Destape Radio que tenía “ganas de agarrar un camión y jugar al bowling en la 9 de Julio”, frase que le costó una denuncia penal por incitación a la violencia.

Un día después de su repudiable mensaje, se defendió: “No se bancan un chiste. No se bancan una joda. Esta es una radio en la que siempre hemos jugado. Esto es un chiste. Ya tengo mis zapatos y tengo mis bolas”, dijo, entre risas, en alusión al bowling.

Enseguida, a esa explicación opuso una acusación a los medios de comunicación que publicaron sus dichos y a los dirigentes políticos que los repudiaron: “A mí me ha pasado sesenta veces esto. Es un ejercicio sísmico. Tiran, tiran todos juntos, hacen denuncias penales. Nada que no sea más que la continuidad de lo que han hecho en estos cuatro años (en alusión al gobierno macrista que terminó hace 10 meses)”.

Brieva, activo militante del kirchnerismo, retrucó que las acusaciones en su contra fueron promovidas por Clarín, después de que ese medio fue denunciado en redes sociales por el gobierno de Alberto Fernández por haber publicado en una nota que la casa de la vicepresidenta Cristina Kirchner era uno de los puntos donde se convocaba a los manifestantes del 12-O.

“Es la libre expresión de la que ellos hablan”, insistió.