Madre de Facundo Astudillo Castro: “El presidente no me llamó más ni me regaló el perro que me prometió”

466

A un año del encuentro que tuvo con Alberto Fernández, la madre del joven que apareció muerto en Bahía Blanca se quejó de las falsas promesas del presidente y su desinterés por el caso.


Poco antes de que se confirmara el hallazgo de los restos de su hijo Facundo Astudillo Castro, que estuvo desaparecido 107 días, su madre Cristina Castro se reunió con el presidente Alberto Fernández en la Quinta de Olivos. A casi un año del encuentro criticó al Presidente, ya que cuestionó que no la llamó más y que tampoco le regaló el perro que le había prometido.

La mujer mencionó que después de esa reunión no se contactaron “nunca más” con ella y aclaró que “aceptaría una conversación con el Presidente”. Criticó a la dirigencia política: “Sabemos lo que es la política en la Argentina, si les sirve, les sirve y si no les sirve, no les sirve”.

La mujer había contado a los medios: “Veníamos de un rastrillaje y encontramos en un desagüe muerto a Felipe (el perro de Facundo). Lo mataron. El Presidente se enteró de esto y me regaló un perro como Dylan, es su sobrino. Es hermoso”. Cerca de un año después, aclaró que todavía no recibió la mascota: “Nunca me llego el sobrino del perro, nunca me lo enviaron”, en declaraciones a radio Mitre.

Habló de la importancia que tienen los perros en su vida y recordó el vínculo que tenía con su mascota Felipe: “Estaba donde estaban mis hijos. Cuando necesitaba encontrarlos lo buscaba a él”.

Acusó que al perro lo mató un oficial de la Bonaerense, fuerza a la que está enfrentada ya que la vinculó con la desaparición y la muerte de su hijo Facundo. Consideró que se trató de “un mensaje” de la fuerza: “Al perro lo mataron de una forma cruel, lo pasaron por encima, como diciendo: ‘Hasta dónde somos capaces de llegar’”. Criticó que “nunca más” se contactaron con ella desde Presidencia: “Si les sirve, les sirve y si no les sirve, no les sirve”. Se definió como “apolítica” y dijo que cree “más en los perros que en las personas”.

En momentos en que todavía buscaban a su hijo la madre de Astudillo Castro le contó a TN que cuando el Presidente se enteró de que a ella le habían matado al perro le comunicó que le iban a regalar al “sobrino” de su mascota Dylan.

Consideró la mascota que le mataron no tiene reemplazo y que era “el compañero de todos”. Explicó que cuando llegara a su casa en Pedro Luro iba a esperar a que le enviaran su perro nuevo. Ahora aclaró que jamás recibió el regalo que le había prometido el Presidente.